18 de enero de 2008

Cajas decorativas para almacenaje

Las cajas son recipientes generalmente con forma de prisma rectangular y una abertura en uno de sus lados que puede complementarse con una tapa, o no.


Las cajas sirven para contener, guardar, conservar, agrupar, proteger, almacenar y transportar objetos.

Sin embargo, el uso de las cajas fue un poco más allá y hace tiempo que pasaron de ser un simple objeto para el almacenaje, carentes entonces de todo diseño, para ser pintadas, decoradas y adornadas. Las cajas llegaron a ser entonces objetos con caracter propio; artículos, no solo para esconder o guardar las cosas de varlor, sino objetos de muy alto nivel decorativo y valiosos en sí mismos.

Está claro que en una en una casa pequeña, el uso de las cajas, es totalmente necesario para el almacenaje de todo tipo de cosas que sería imposible guardar sin ellas. Por otra parte en una casa grande, las cajas también se utilizan para reordenar los espacios y sacarle mayor partido a esos armarios o huecos imposibles.

A la hora de elegir una caja debemos tener en cuenta la utilización que le vamos a dar. No solo hemos de atender al tamaño, sino, sobretodo, al material de esta.

Podemos encontrar cajas de madera, cajas de plástico, cajas de cartón, cajas metálicas, cajas de cerámica, etc.

Así hoy, podemos encontrar cajas para todo tipo de artículos y con un diseño especial para cada uno de ellos; cajas para tarjetas, para fotos, para DVDs, para CDs, cajas para sábanas o mantas, para zapatos, para bisutería, cajas para guardar recuerdos, cajas para recibos, etc.